domingo, 15 de julio de 2012

Es tu momento.

Ahora sientes miedo porque de repente ese momento, ese que llevas tanto tiempo esperando, ha llegado. Llevas años anhelando sentirte libre, olvidar todas esas ataduras que llevan consigo la niñez porque desde hace tiempo sientes que ya no eres una simple niña, que toca volar. Pero ahora llegado el momento empiezas a alzar el vuelo y te das cuenta que todo eso que cada vez ves más pequeño es todo lo que conoces y que al fin y al cabo es tu vida. Es todo lo que has conocido hasta este momento, es todo lo que quieres, son todos tus recuerdos... Y cuando giras la cabeza eres consciente de que existen muchas más razones por las que reír que las que tenías para llorar, te replanteas si realmente ese vuelo es el correcto si tu vida fuera del nido realmente va a funcionar y cuando llegas a la conclusión de que tu vida puede funcionar estés donde estés es cuando realmente aprecias que a pesar de todo, eso a lo que llamamos "hogar" siempre será ese lugar lejano donde mamá te espera con un 'buenas noches, pequeña'.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada